Construyamos Salud 03 – Bronquiolitis: Infección de la Vía Respiratoria

bronquiolitis

La bronquiolitis es una enfermedad frecuente del aparto respiratorio, provocada por una infección que afecta a las vías respiratorias diminutas, denominadas “bronquiolos”, que desembocan en los pulmones. Conforme estas vías respiratorias se van inflamando, se hinchan y se llenan de mucosidad, lo que dificulta la respiración.

Bronquiolitis:
afecta con mayor frecuencia a lactantes y niños pequeños porque sus vías respiratorias, de tamaño más reducido, se obstruyen con más facilidad que las de los niños mayores y los adultos típicamente se da durante los dos primeros años de vida, con una máxima incidencia entre los tres y los seis meses de edad es más frecuente en los bebés y niños de género masculino, los que no se han alimentado con leche materna y lo que viven en condiciones de hacinamiento.

La bronquiolitis suele estar provocada por una infección viral, más a menudo la infección por el virus sincitial respiratorio (VSR). Las infecciones causadas por este virus son responsables de más de la mitad de todos los casos de bronquiolitis y ocurren sobre todo en invierno y a principios de la primavera. Otros virus asociados a la bronquiolitis incluyen el rhinovirus, el virus de la gripe y el metapneumovirus humano.


Prevención
La mejor forma de evitar la propagación de los virus que pueden provocar una bronquiolitis consiste en lavarse las manos a menudo. También puede ayudar el hecho de mantener a los bebés lejos de personas resfriadas o con tos. Los bebés que están expuestos al humo del tabaco tienen más probabilidades de contraer bronquiolitis más graves, en comparación con los bebés que viven en casas donde no se fuma. Por eso es tan importante evitar exponer a la población infantil al humo del tabaco.

Aunque todavía no se ha desarrollado una vacuna contra la bronquiolitis, existe un medicamento que se puede administrar para reducir la gravedad de esta enfermedad. Contiene anticuerpos contra el VSR y se inyecta mensualmente durante la estación donde se producen más casos de infección por el VSR. Este medicamento solo es recomendable en bebés con riesgo elevado de contraer bronquiolitis, como los muy prematuros o aquellos que padecen una enfermedad pulmonar o cardíaca crónica.

Comenta este artículo

Deja un comentario

Puedes usar tu cuenta de Facebook para ingresar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

Notas Relacionadas...