Luis León Sánchez gana la etapa, Voeckler nuevo líder del Tour de Francia

Luis León Sánchez (Rabobank) abrió la cuenta de victorias españolas en la presente edición al adjudicarse la novena etapa disputada entre Issoire y Saint Flour, de 208 kilómetros, en la que el francés Thomas Voeckler (Europcar), que llevó el peso en la escapada del día, se enfundó el maillot amarillo.

En una jornada rompepiernas y rompehuesos, de nuevo marcada por serias caídas, en la que abandonaron hasta seis corredores con fracturas, entre ellos Vinokurov, Van den Broecke y Amets Txurruka, Luis León encendió los ánimos del Rabobank, que también sufre por la merma de su líder, el holandés Robert Gesink, que pasa un calvario para llevar a meta desde hace varios días.

El ciclista español, de 27 años, fue el más rápido entre los tres supervivientes de la escapada del día, que en principio era de cinco, pero dos de ellos, el español Flecha y el holandés Hoogerland, quedaron eliminados atropellados por un coche de la televisión francesa.

Luis León se presentó en la recta de meta con los franceses Voeckler y Sandy Casar (Francaise). A 300 metros de la pancarta zanjó el debate, arrancó y ganó fácil su tercera etapa en el Tour.

Se estrenó en Aurillac en 2008 un 11 de julio, y en la misma fecha repitió en Saint Girons un año después. Adelantó un día su cita con el podio. Sería porque la carrera disfruta este lunes de la primera jornada de descanso.

Luis León aún picó tiempo a sus rivales, 5 segundos a Voeckler, el mejor colocado en la general (a 1.29 minutos) e interesado en el liderato y 13 a Casar. Margen suficiente para las dedicatorias. Dedo pulgar a la boca simulando un chupete y mano señalando un vientre abultado. Luego ambas manos proyectadas al cielo. Su mujer se encuentra embarazada y su hermano León León murió en accidente de tráfico en 2007.

Una escapada que cuajó y que volcó la general, aunque los favoritos, que cruzaron la línea de meta juntos a 3.59 minutos con el belga Philippe Gilbert al frente mantuvieron posiciones en su Tour particular. Estaban todos menos el noruego Thor Hushovd, que se despidió del sueño dorado al finalizar a más de 6 minutos.

Voeckler, el ciclista francés más popular, de 32 años, un corredor que rechazó una oferta del Cofidis que doblaba su sueldo de 400.000 euros por continuar en el Europcar a cambio de gestionarse los derechos de imagen (por los que ingresa 300.000), vuelve a ponerse el amarillo, que ya lo lució 10 días en 2004.

Luis León saltó al segundo puesto a 1.49 y Cadel Evans es tercero a 2.26. Alberto Contador, que volvió a caerse, continúa en el margen del minuto y medio respecto a los hermanos Frank y Andy Schleck, en espera de que los Pirineos les obligue a mostrar su verdadera cara.

La segunda etapa en el Macizo Central fue de pánico. Otra vez las caídas. No tomó la salida Juanma Gárate, con fisura en el hombro y “destrozado” tras no pegar ojo en toda la noche por los dolores. Ya en ruta, el perfil ofrecía 8 puertos y carreteras estrechas en muchos tramos. Amets Txurruka (Euskaltel) se rompió la clavícula por segundo año consecutivo, otra baja para la escuadra naranja, con la misma lesión que mandó a casa a Iván Velasco.

Con la escapada formada hacia el kilómetro 50, con los españoles Luis León Sánchez (Rabobank) y Juan Antonio Flecha (Sky), los franceses Voeckler (Europcar) y Casar (Francaise) y el holandés Hoogerland (Vacansolei), el descenso del Puerto de Peyrol, km 99 se convirtió en una trampa para unos cuantos.

El viejo Vinokurov, 37 años, se rompió el fémur. La víspera luchando por la etapa, ahora directo al retiro, ya que el kazako tiene pensado jubilarse al final de la temporada. Van den Broucke, quinto en 2010 y Frederik Willems, el omoplato y clavícula respectivamente, dejando al Omega Pharma en cuadro y sin líder. El estadounidense Zabriskie se partió la muñeca…. Una masacre que eliminó a hombres importantes de la carrera.

Con varios corredores sentados en el asfalto, o dispersados entre la vegetación, el belga Gilbert, número uno mundial, propuso neutralizar la carrera, que incluso llegó a frenar unos minutos, lo que resultó clave para que la escapada, ajena a accidentes, de momento, aumentara la ventaja.

De nuevo con la carrera en marcha el infortunio visitó al quinteto en fuga. Un coche de la televisión francesa embistió a Juan Antonio Flecha y a Hoogerland. El español, que terminó la etapa a 16 minutos, se estrelló contra el asfalto, y el holandés salió disparado directo a la alambrada. Heridas y sangre. Eliminados para discutir la etapa. El otro día una moto de carrera tiró al campeón danés Nicki Sorensen, y el vehículo fue expulsado de carrera.

En ese momento la etapa era ya cosa de tres, con más de 4 minutos de ventaja a 36 kilómetros de meta. Oportunidad de oro Voeckler para reforzar su popularidad con el maillot amarillo, y para Luis León y Casar por conseguir la etapa. Nadie regaló nada. El español gastó menos fuerzas que sus compañeros de fuga. Y se notó en el reducido esprint tras el ascenso de 1.600 metros que conducía a la meta de Saint Flour, ciudad colgada en una placa plataforma volcánica.

En su primera temporada en el Rabobank, el triple campeón de España contrarreloj vivió “otro día grande en el Tour”. Un ex futbolista del Muleño, el equipo de su pueblo, que eligió la bicicleta para ser profesional. Su hermano Pedro León juega en el Madrid de Mourinho, pero no es titular. Luis León, ahora aspira a la jefatura de filas en su equipo holandés.

El pelotón disfrutará mañana de la primera jornada de descanso. Después el Tour entrará en la semana de los Pirineos, donde los favoritos empezarán a mostrar sus cartas

Comenta este artículo

Deja un comentario

Puedes usar tu cuenta de Facebook para ingresar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

Notas Relacionadas...